Se realizo Plenario Nacional del Sindicalismo Combativo

Desde el mediodía del sábado 23 de junio se realizó el Plenario del Sindicalismo Combativo. Trabajadoras y trabajadores de todos los sectores se hicieron presentes en el micro estadio de Lanús para votar un plan de lucha, y coordinar nacionalmente los pasos a seguir, contra el ajuste del Gobierno de Cambiemos. Resolvieron hacer activo el paro del lunes 25, con cortes y piquetes y con un acto en el Obelisco.

Las inmediaciones del micro estadio de Lanús están colmadas. Sobre la entrada principal, cientos de trabajadores de todas las ramas y sectores discuten entre sí la salida al ajuste que viene implementando el Gobierno. Adentro también está repleto: se escuchan bombos y se ven banderas de los sindicatos que participan del encuentro. El escenario es grande y alberga a delegados y dirigentes sindicales. Le toca el turno a Rubén ‘el Pollo’ Sobrero y la multitud explota.

“Este plenario es un granito más para la construcción de una dirección antiburocrática, para romper con la burocracia sindical, para romper con los partidos patronales…”

Luego de las intervenciones de los dirigentes, se habré un espacio para el debate en comisiones: en cada una se discuten y votan las medidas que luego serán refrendadas por el plenario. El programa, entre otros ítems, incluye la reapertura de las paritarias sin techo, la anulación de la reforma previsional, el 82% móvil para todos los jubilados, por la anulación del impuesto a las ganancias, contra la reforma laboral y la extensión de la edad jubilatoria y por todos los reclamos de la mujer trabajadora.

Las mujeres son muchas y se hacen sentir. Desde la tribuna principal, cientos de mujeres con sus pañuelos verdes debaten en comisión. Deben anotarse para pedir la palabra y luego exponer al pleno con un megáfono. Cada intervención es aplaudida. Al finalizar la ronda, irrumpen con un canto en coro: “si no hay aborto legal, que quilombo que se va a armar…”.

Del Plenario Nacional del Sindicalismo Combativo participan la mayoría de las organizaciones de izquierda, como el Partido Obrero, Izquierda Socialista, El Nuevo MÁS y el MST. Por “una diferencia no saldada” y argumentando que “se oponen a que cualquiera que no acuerde con la convocatoria pueda siquiera hablar” se ausentó el Partido Socialista de los Trabajadores, una de las tres organizaciones del Frente de Izquierda. Además, participaron los docentes neuquinos, trabajadores cordobeses de Luz y Fuerza, el sindicato del neumático y Estatales de Economía, entre otros.

La convocatoria se da en un marco de paritarias a la baja, en medio del acuerdo con el FMI y con un ajuste brutal contra el pueblo trabajador. Frente a esta situación, el Plenario intenta coordinar nacionalmente a los distintos sindicatos y comisiones internas para construir una nueva dirección del movimiento obrero, en contraposición con los dirigentes cegetistas que vienen “dialogando” con el Gobierno. Además, planea hacer activo el paro dominguero convocado por la CGT.

A la ausencia del PTS y del sindicato de Aceiteros se le suman varias críticas. Como la de la Corriente Sindical Rompiendo Cadenas, quienes ven de manera necesaria este reagrupamiento, pero afirman que: “creemos necesario superar los límites del activismo presente, apostar a ganar las calles masivamente, lo que implica una tarea mucho mas ambiciosa que delimitarnos de la burocracia. Necesitamos unidad de acción con independencia política para derrotar el ajuste”.

En ese sentido también intervino Esteban Giachero, delegado de Telám, quién al tomar la palabra manifestó: “el sentido de amplitud también queremos trasladarlo a este plenario. Al que saludamos, el que reivindicamos, pero que llamamos a que tenga mayor amplitud. Que construyamos un plenario aún mas grande que este. Que pueda coordinar todas las luchas que nombraron los trabajadores de rio turbio. Que podamos sacar del aislamiento a los pequeños y grandes conflictos que estamos atravesando en el país y coordinarlos en la calle para enfrentar y derrotar el ajuste”.

Pese a las críticas -y ausencias- de varios sectores, el Plenario tiene una virtud: es el único polo de agrupamiento clasista en pie. Es una de las pocas instancias de organización de uno de los sectores más golpeados por las políticas de Cambiemos. Como declaró Ileana Celotto, militante del Partido Obrero y Secretaria de AGD-UBA: “En el plenario vamos a resolver cómo transformar este paro en un paro activo, con cortes y marchas de los trabajadores en las calles, porque en definitiva es gracias a esa movilización popular que se lograron frenar embestidas como la reforma laboral y otras leyes que buscan seguir hambreando al pueblo argentino”

El acto avanza y la discusión también. Por los pasillos del micro estadio de Lanús se cruzan trabajadores de maestranza con diputados nacionales, delegados de fábricas con referentes de organizaciones barriales, metalúrgicos con periodistas. El clima es, como lo anuncia el evento, combativo. Están los protagonistas de todos los sectores que encabezan la lucha contra el ajuste, los que se la juegan con el cuerpo ante cada medida hambreadora. Luego de horas de discutir en comisión, el debate continúa: se extiende en pequeños grupos que se conversan entre sí.

El sol está cayendo en el barrio de Lanús y el plenario llega a su fin. En el microestadio ondean pañuelos verdes y se alzan cánticos a favor del aborto y por la separación de la Iglesia del Estado. En unas horas la cancha de basket que albergó a los luchadores quedará vacía, cada uno partirá con rumbo a sus fábricas y a sus lugares de trabajo, llevándose una tarea por delante: la coordinación nacional de las luchas futuras y la puesta en pie de una dirección clasista contra las burocracias sindicales. La primera cita será este lunes, desde la madrugada, cuando estos mismos trabajadores salgan a las calles a enfrentar el ajuste. Como lo hacen siempre, solo que esta vez, coordinados.

 

Fuente: AnRed

 

You May Also Like

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *